Augusta Foss de Heindel

sábado, 30 de octubre de 2010

Astrológicamente Comprobado


Astrológicamente Comprobado

En un esfuerzo por comprobar lo expuesto astrológicamente, la
escritora comprobó los horóscopos de pacientes que han estado en
contacto con el Departamento de Curación de la Sede Central. Halló
diez horóscopos de hombres y mujeres jóvenes que estaban afectados
de epilepsia. Cuatro de estos pacientes se encontraban con la Luna
en conjunción con Neptuno en el signo de Tauro. Este signo rige la
garganta y también en forma indirecta, los órganos de generación.

Aquí nuevamente encontramos, como dijo Max Heindel, que Neptuno
es la octava más alta de Mercurio y no de Venus, como sostienen varios
astrólogos, pues este planeta, que rige la Glándula Pineal, también
rige el cerebro y las facultades espirituales. Dos pacientes, fuera
de estos diez, tienen a Neptuno en cuadratura con la Luna, mientras
uno tiene a Neptuno en conjunción con Marte y otro a Neptuno en
oposición con Saturno. En todos estos casos encontramos que ellos
han adquirido el hábito secreto del abuso sexual durante su infancia,
que ha malgastado los fluidos vitales necesarios para construir el cerebro,
y había una deficiencia mental cercana al idiotismo. Si los doctores
hubiesen podido abrir los cerebros de estos pacientes para examinar
las glándulas, las habrían encontrado enfermas de acuerdo con
las posiciones planetarias, que podrían haber tomado la forma de una
atrofia, tumor, o en el caso de la Glándula Pineal, una inflamación.

Los astrólogos en el pasado hubiesen afirmado que Urano es la
octava más alta de Mercurio y rige las facultades mentales superiores
y que Neptuno era la octava más alta de Venus. Al mismo tiempo
hubiesen admitido que un Urano afectado en los ángulos causaba separación
matrimonial y que una cuadratura o conjunción de Urano y
Venus en el horóscopo de una mujer atraería la atención indebida por
el sexo opuesto, poniendo en peligro su moralidad. Urano siempre estuvo
asociado con la vida licenciosa y la laxitud en lo moral y las
relaciones amorosas ilícitas, mientras que Neptuno se relacionaba con
los mandatos secretos, las decepciones y el fraude. La escritora se ha
preguntado porque estos dos planetas de tan alta espiritualidad, fueron
invertidos en la interpretación de los astrólogos, cuando representaban
características opuestas. La investigación espiritual muestra las
octavas más altas como las siguientes: Neptuno rige la Glándula Pineal,
es la octava más alta de Mercurio; Urano rige el Cuerpo Pituitario,
es la octava más alta de Venus.

El alcohólico, cuando bajo la influencia del licor tiene una sobreestimulación
del Cuerpo Pituitario, se tambalea en condición hilarante.

Estas glándulas regulan la naturaleza emocional y la circulación de la
sangre. Regida por Urano, la octava más alta de Venus, el regente de
la música, el Cuerpo Pituitario se ve influido por la música y la armonía
que lo coloca en vibración. El consumidor de morfina o cocaína recibe
su estímulo de la Glándula Pineal.

* * *


ASTROLOGÍA Y GLÁNDULAS ENDOCRINAS - Augusta Foss Heindel

No hay comentarios:

Publicar un comentario